Entrevista a Beatriz de Tena, CEO de Walmeric

#WalmerianWoman

La última #WalmerianWoman entrevistada es a nuestra CEO, Beatriz de Tena. En esta entrevista, Beatriz reflexiona sobre el cambio que ha supuesto para ella pasar de un rol puro de ventas a un puesto que engloba a toda la compañía, con todos los empleados a su cargo y como «entrenadora» de un gran equipo. ¡No te la pierdas!

 

1. ¿Cuál es el mayor desafío que has enfrentado como líder y cómo lo superaste?

Ser CEO y afrontar un cambio radical en la empresa ha sido una experiencia brutal, llena de aprendizaje y momentos increíbles. Me ha tocado guiar al equipo hacia una nueva forma de gestionar, algo que no ha sido fácil, ya que había que superar mogollón de barreras, tanto tecnológicas como culturales.

He aprendido que ser líder bien no va solo de dar indicaciones de qué hacer, sino de dar libertad al equipo y poner las herramientas y el apoyo que necesario para conseguir los objetivos en un mundo que no para de cambiar. Crear un ambiente donde aprender es algo continuo se ha convertido en una prioridad, y la verdad es que está dando sus frutos.

Y por último, he descubierto la importancia de ser una líder auténtica y resiliente. Mantener una actitud positiva y firme ante los obstáculos ha sido clave para seguir adelante en los momentos difíciles.

Al final, superar este reto no solo ha hecho más fuerte a la empresa, sino también a nosotros como equipo. Nos ha enseñado que con visión, ganas y trabajo en equipo podemos lograr cualquier cosa. Y esa es una lección que me llevo para siempre.

 

2. ¿Cómo describirías el impacto que tu rol tiene en la empresa y en el equipo de trabajo?

Ser CEO está muy bien, sí, pero no es solo subir fotos chulas a LinkedIn. En realidad, mi trabajo es como ser el entrenador de un equipo de fútbol. Mi misión es entrenar a mis jugadores hacia la victoria en un campeonato con muchos rivales y muchísimos desafíos .

¿Y cómo lo hago? Primero, tengo una visión clara del juego: Qué estilo queremos tener,  a qué tipo de rivales queremos derrotar, en qué somos fuertes…  Una vez que sé lo que queremos, puedo trazar la estrategia y dar las instrucciones a al equipo.

Luego, hay que crear un buen ambiente en el vestuario. Que todos se lleven bien, que se apoyen mutuamente y que estén motivados para dar el máximo en cada partido. Para eso, organizamos charlas como los Walmeric Talks y también Team building, asignamos incentivos en función de resultados…  y animo a todo el equipo a que sea la mejor versión de sí mismos.

También es importante que el equipo esté bien equipado. Que tengan las mejores herramientas y que sepan cómo usarlas. Por eso, invertimos en materiales, licencias… todo tecnología punta. 

Mi trabajo como CEO tiene en cuenta la táctica, la motivación, el trabajo en equipo… ¡Y todo a la vez! Al final, lo que más me gusta es ver cómo Walmeric gana partido tras partido, con todo el equipo a tope de rendimiento y celebrando cada victoria.

 

3. ¿Cuál es tu visión a largo plazo para tu carrera profesional en la empresa?

Quiero que Walmeric siga siendo TOP en la gestión de procesos de Lead Management. Como CEO, mi objetivo es llevar nuestra tecnología a nuevos horizontes, conquistar mercados internacionales y seguir siendo pioneros en la industria.

Para mí, es fundamental que Walmeric siga creciendo, pero siempre con un enfoque en la excelencia y la satisfacción del cliente. Eso significa que no podemos parar de mejorar nuestras soluciones, adaptándonos a las nuevas necesidades del mercado y anticipándonos a las tendencias tecnológicas del futuro.

Por otro lado, el equipo es clave para el éxito de Walmeric. Me importa mucho crear un ambiente donde todos podamos dar lo mejor de nosotros mismos, sintiéndonos valorados y apoyados en nuestro trabajo.

Mi visión para Walmeric es un futuro lleno de innovación, crecimiento y liderazgo.

 

4. ¿Qué consejos le darías a otras mujeres que aspiran a ocupar cargos de liderazgo en la empresa?

Si me preguntaran por un manual para conquistar el mundo del liderazgo femenino, les diría que no existe. Cada mujer es única y su camino al éxito también lo será. Sin embargo, hay algunos consejos que siempre vienen bien:

  1. Confía en tu poder: Eres más fuerte de lo que crees. No permitas que la inseguridad te frene. 
  2. Aprende sin parar: La formación es tu mejor aliada. No importa cómo de alto llegues, siempre hay algo por descubrir.
  3. Atrévete a salir de tu zona de confort: Los desafíos te hacen crecer. No tengas miedo de asumir riesgos, incluso si te dan un poco de vértigo.
  4. Alza tu voz: Tu opinión importa. La diversidad de perspectivas enriquece al equipo y a la empresa. No tengas miedo de compartir tus ideas y defender tu punto de vista.

 

Beatriz de Tena, CEO

Últimos posts

Elige tu sector